Confusiones y malos entendidos.

Interrogación.
La gente se confunde bastante en muchos aspectos, comento ésto porque me estoy encontrando a varias personas que me siguen en astronomía en ciertas redes sociales preguntándome por ciertos aspectos de política astronómica que a mi no me competen, dónde va el dinero público, qué clase de instrumento se utiliza, coordenadas del objeto compartido y demás. Quieren compartir mis publicaciones en el blog personal que tienen pero se confunden si creen que colaboro oficialmente con alguna de estas empresas espaciales del tipo que sean, ojalá fuese así. Por supuesto que pueden compartir mis publicaciones pero lo hacen bajo su responsabilidad. No son malas las idea que me dan para completar más el blog pero se complicaría demasiado y no me interesa, viendo como son la mayoría de comentarios que me hacen seria emborronar más el asunto. Por cierto, esa persona se ha apuntado como seguidor a mi blog de astronomía, ¡bienvenido!

He tenido que añadir un pequeño párrafo a la presentación en la etiqueta del blog y el bloguero para ver si se percatan del error, incluso les he respondido en el comentario para comprobar si se dan cuenta que solo soy un aficionado astronómico o quizás creen que soy un profesional en la materia y me tratan como si trabajase en un observatorio profesional. La verdad es que el nivel que estoy alcanzando en el blog de astronomía me asusta bastante, comparto conceptos de astrofísica que pensé que en un primer momento no podía lograr, la línea que separa el astrónomo aficionado del profesional es muy tenue quizás yo la halla cruzado hace tiempo y no me he percatado hasta este momento. ¡Uf, que responsabilidad tan grande! La verdad es que estoy un poco preocupado aunque se trata de una preocupación sana ya que se vislumbra un futuro esperanzador, espero.

Confundir nos confundimos todos por las circunstancias que sean también ocurre en la vida real, vemos o creemos ver lo que no hay porque algunas personas se comportan de una manera determinada. Ves a una persona cachas y te piensas que es un gran atleta o un gran entrenador, luego resulta que solo sabe mover la barra de las pesas, otras veces te encuentras con  grandes deconstructores de tortilla de patata cuando resulta que no saben agarrar la sartén por el mango. Vivimos una época donde las cosas y las personas no son lo que parecen, hay demasiado ruido de fondo y pocas referencias, mucha palabrería y pocos hechos. Otras veces existen malos entendidos porque suelo creer que la gente no tiene vida, lo que se dice en ciertos lugares hoy en día como <<montarse una vida>>, mirar a una persona o decir un simple <<Hola>> no quiere decir que te estés insinuando ni que te lo quieras montar con ese personaje, falta de madurez y de experiencia es lo que hay hoy en día. Ésto también ocurre mucho muy a menudo en las redes sociales, personas que se creen lo que no hay porque un día comentas una publicación.

Siempre hay que aclarar la situaciones que se producen, yo lo hago, pero no sé si a las personas que respondo se les despejan las dudas, creo que no, por lo menos a la gran mayoría. Tenemos todos una serie de ideas preconcebidas sobre ciertos sitios y personas, tendemos a idealizar a ciertos iconos de la cultura popular que cada cual tendrá en su país. Cuando por circunstancias de la vida conoces a esas personas o lugares te puedes llevar una gran decepción ya que no son lo que nos venden probablemente por la clase de cultura que recibimos desde bien jóvenes. La hipervaloración de personas mirando solo su cartera por lo visto lo es todo en estos tiempos que corren y tengo claro que el dinero no te cultura, sabiduría o educación entre otras muchas más cosas. Buscamos referencias y a veces nos encontramos con personas que incluso están más perdidas que nosotros, otras veces nos pretenden vender un submarino descapotable y te desengañas con la persona, en fin, todos nos equivocamos y se equivocan con nosotros pero es parte del juego de la vida que hay hoy en día nos guste o no.

Y vosotros, ¿os confundís muy a menudo? No os confundáis conmigo que yo no me confundo con vosotros. Saludos a todos.

Lo más visto del mes.

Redes sociales.

No hay mal que por bien no venga.

Horarios de trabajo.

Astrónomos del Renacimiento II.

Relaciones humanas

Supersticiones.

Mi mundo interior.

Sueños.

Rebajas, saldos, oportunidades.

La tienda de golosinas.